Verdades en la Palabra de Dios que te Animan y te Dan la Gracia

Cuando la Vida se Torna Difícil…

“En su bondad, Dios los llamó a ustedes a que participen de su gloria eterna por medio de Cristo Jesús. Entonces, después de que hayan sufrido un poco de tiempo, él los restaurará, los sostendrá, los fortalecerá y los afirmará sobre un fundamento sólido.” 1 Pedro 5:10 NTV

Elige la Fe; y No el Miedo.

“Los discípulos quedaron asombrados y preguntaron: ‘¿Quién es este hombre? ¡Hasta el viento y las olas lo obedecen!’” Mateo 8:27 NTV

Imagina los discípulos saliendo con Jesús en un bote cuando estalla una tormenta.

No están preparados para enfrentarla y, aterrorizados, se dan cuenta que pueden morir. Mientras sucede todo esto, Jesús está durmiendo plácidamente.

En lugar de esperar la reacción de Jesús ante esta situación, los discípulos permitieron que su situación dictara sus reacciones.

Después de rogarle a Jesús que haga algo, Él calma la tormenta… Pero no sin antes preguntarles: “¿Por qué tienen miedo?”

Su gentil reprensión por su falta de fe no fue porque no creyeran que Jesús podría salvarlos de la tormenta, sino porque lucharon para creer que Él podía verlos a través de ella.

Al encontrarnos con tormentas que no podemos controlar,

¿Cómo respondemos nosotros con fe?

(Un microscópico Virus está alterando la emoción, sentimientos, mente, corazón y condición espiritual de todo el Mundo, que lo está llevando al pánico) excepto a los hijos de Dios.

Aquí tenemos tres verdades para recordar:

1. Dios tiene poder sobre cada tormenta en tu vida.

Si el viento y las olas no le importan a Dios porque tienen que ser, entonces no deberían asustarte.

Es probable que no puedas cambiar tu situación, pero puedes optar por confiar fielmente en Dios en medio de ella.

“Alégrense por la esperanza segura que tenemos. Tengan paciencia en las dificultades y sigan orando.” Romanos 12:12 NTV

2. Si fijas tus ojos en Jesús te llevará a la paz.

“Les dejo un regalo: paz en la mente y en el corazón. Y la paz que yo doy es un regalo que el mundo no puede dar. Así que no se angustien ni tengan miedo.” Juan 14:27 NTV

¿Miras el tamaño de la tormenta o vuelves tu mirada hacia Aquel que puede calmarla?

Es solo enfocándote en Dios, quien conoce cada resultado, que puedes navegar en cualquier situación con Su sabiduría y paz.

3. Jesús está siempre en tu barca.

Es fácil concentrarte en tus miedos porque no puedes controlar tu futuro. Pero afortunadamente, Jesús sí conoce tu futuro y siempre está a tu lado. Y te llama a vivir por fe, no por vista.

“Pues vivimos por lo que creemos y no por lo que vemos.” 2 Corintios 5:7 NTV

Cuando te encuentras abrumado por la vida, siempre tendrás dos opciones: puedes enfocarte en las circunstancias o fijar tus ojos en Jesús.

Si eliges mirar a Jesús por encima de todo lo demás, comenzarás a ver que las tormentas que enfrentas no son tan poderosas como el Salvador que elige caminar a través de la tormenta a tu lado.

“Fijemos nuestra mirada en Jesús, en quien la fe empieza y termina.” Hebreos 12:2 parte 1 PDT

La verdad que nos sostiene…

“Los que viven al amparo del Altísimo encontrarán descanso a la sombra del Todopoderoso.

Declaro lo siguiente acerca del SEÑOR: Solo él es mi refugio, mi lugar seguro; él es mi Dios y en él confío.

Te rescatará de toda trampa y te protegerá de enfermedades mortales. Con sus plumas te cubrirá y con sus alas te dará refugio.

Sus fieles promesas son tu armadura y tu protección.

No tengas miedo de los terrores de la noche ni de la flecha que se lanza en el día.

No temas a la enfermedad que acecha en la oscuridad, ni a la catástrofe que estalla al mediodía.” Salmos 91:1-6 NTV

🙏🏻 se los pido…. Dice Nuestro Dios.

Deja un comentario

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.