Serie: Las Características y Normas de
Nuestra Iglesia Local
Tema: 41, Pastor Jose Luis Córdova


Tema 41 – Volviendo Nuestro Corazón a Dios

Génesis 6:5, Reina-Valera 1960

Y vio Jehová que la maldad de los hombres era mucha en la tierra, y que todo designio de los pensamientos del corazón de ellos era de continuo solamente el mal.

Juan 3:16, Reina-Valera 1960

16 Porque de tal manera amó Dios al mundo, que ha dado a su Hijo unigénito, para que todo aquel que en él cree, no se pierda, más tenga vida eterna.

Romanos 5:8, Reina-Valera 1960

Mas Dios muestra su amor para con nosotros, en que siendo aún pecadores, Cristo murió por nosotros.

1 Juan 3:1, Reina-Valera 1960

Mirad cuál amor nos ha dado el Padre, para que seamos llamados hijos de Dios; por esto el mundo no nos conoce, porque no le conoció a él.

Cuatro Causas porque nos apartamos de Dios

m-8:38

  1. Ponemos más interés en lo material que en lo espiritual.
  2. Nos llevamos a la vanidad de este mundo.
  3. Tenemos un sentimiento de insatisfacción en el pueblo de Dios. Reclamamos las bendiciones de Dios.
  4. Nuestro corazón este apartado de Dios.

Deuteronomio 28, RVR1960 – Bendiciones de la Obediencia

m-13:15

Malaquías 1:1-7, Reina-Valera 1960

Amor de Jehová por Jacob

1 Profecía de la palabra de Jehová contra Israel, por medio de Malaquías.

2 Yo os he amado, dice Jehová; y dijisteis: ¿En qué nos amaste? ¿No era Esaú hermano de Jacob? dice Jehová. Y amé a Jacob, 

3 y a Esaú aborrecí, y convertí sus montes en desolación, y abandoné su heredad para los chacales del desierto. 

4 Cuando Edom dijere: Nos hemos empobrecido, pero volveremos a edificar lo arruinado; así ha dicho Jehová de los ejércitos: Ellos edificarán, y yo destruiré; y les llamarán territorio de impiedad, y pueblo contra el cual Jehová está indignado para siempre. 

5 Y vuestros ojos lo verán, y diréis: Sea Jehová engrandecido más allá de los límites de Israel.

6 El hijo honra al padre, y el siervo a su señor. Si, pues, soy yo padre, ¿dónde está mi honra? Y si soy señor, ¿dónde está mi temor? dice Jehová de los ejércitos a vosotros, oh sacerdotes, que menospreciáis mi nombre. Y decís: ¿En qué hemos menospreciado tu nombre?

7 En que ofrecéis sobre mi altar pan inmundo. Y dijisteis: ¿En qué te hemos deshonrado? En que pensáis que la mesa de Jehová es despreciable. 

Malaquías 2-17, Reina-Valera 1960

17 Habéis hecho cansar a Jehová con vuestras palabras. Y decís: ¿En qué le hemos cansado? En que decís: Cualquiera que hace mal agrada a Jehová, y en los tales se complace; o si no, ¿dónde está el Dios de justicia?

Malaquías 3:7-8, Reina-Valera 1960

7 Desde los días de vuestros padres os habéis apartado de mis leyes, y no las guardasteis. Volveos a mí, y yo me volveré a vosotros, ha dicho Jehová de los ejércitos. Mas dijisteis: ¿En qué hemos de volvernos?

8 ¿Robará el hombre a Dios? Pues vosotros me habéis robado. Y dijisteis: ¿En qué te hemos robado? En vuestros diezmos y ofrendas.

Malaquías 3:13, Reina-Valera 1960

13 Vuestras palabras contra mí han sido violentas, dice Jehová. Y dijisteis: ¿Qué hemos hablado contra ti?

El Pueblo cuestiona a Dios con Siete preguntas

m-19:08

  1. ¿En qué nos amaste? (Mal 1:2)
  2. ¿En qué hemos menospreciado tu nombre? (Mal 1:6)
  3. ¿En qué te hemos deshonrado? (Mal 1:7)
  4. ¿En qué le hemos cansado? (Mal 2:17)
  5. ¿En qué hemos de volvernos? (Mal 3:7)
  6. ¿En qué te hemos robado? (Mal 3:8)
  7. ¿Qué hemos hablado contra ti? (Mal 3:13)

Debemos tener cuidado con nuestras palabras

m-24:45

  1. Desafiamos las advertencias de las escrituras.
  2. No tomamos en serio las advertencias de Dios. (Mal 1:1)

Hebreos 10:31, Reina-Valera 1960

31 ¡Horrenda cosa es caer en manos del Dios vivo!

m-32:10

1 Pedro 2:9, Reina-Valera 1960

El pueblo de Dios

Mas vosotros sois linaje escogido, real sacerdocio, nación santa, pueblo adquirido por Dios, para que anunciéis las virtudes de aquel que os llamó de las tinieblas a su luz admirable;

Malaquías 1:2-3
2 Yo os he amado, dice Jehová; y dijisteis: ¿En qué nos amaste? ¿No era Esaú hermano de Jacob? dice Jehová. Y amé a Jacob, 

3 y a Esaú aborrecí, y convertí sus montes en desolación, y abandoné su heredad para los chacales del desierto. 

1 Juan 4:4, Reina-Valera 1960

Hijitos, vosotros sois de Dios, y los habéis vencido; porque mayor es el que está en vosotros, que el que está en el mundo.

Romanos 8:37-39, Reina-Valera 1960

37 Antes, en todas estas cosas somos más que vencedores por medio de aquel que nos amó. 

38 Por lo cual estoy seguro de que ni la muerte, ni la vida, ni ángeles, ni principados, ni potestades, ni lo presente, ni lo por venir, 

39 ni lo alto, ni lo profundo, ni ninguna otra cosa creada nos podrá separar del amor de Dios, que es en Cristo Jesús Señor nuestro.

Malaquías 1:4, Reina-Valera 1960

4 Cuando Edom dijere: Nos hemos empobrecido, pero volveremos a edificar lo arruinado; así ha dicho Jehová de los ejércitos: Ellos edificarán, y yo destruiré; y les llamarán territorio de impiedad, y pueblo contra el cual Jehová está indignado para siempre. 

Santiago 1:14, Reina-Valera 1960

14 sino que cada uno es tentado, cuando de su propia concupiscencia es atraído y seducido.

1 Juan 5:18, Reina-Valera 1960

18 Sabemos que todo aquel que ha nacido de Dios, no practica el pecado, pues Aquel que fue engendrado por Dios le guarda, y el maligno no le toca.

Malaquías 1:5, Reina-Valera 1960

5 Y vuestros ojos lo verán, y diréis: Sea Jehová engrandecido más allá de los límites de Israel.

2 Corintios 1:20, Reina-Valera 1960

20 porque todas las promesas de Dios son en él Sí, y en él Amén, por medio de nosotros, para la gloria de Dios.

1 Pedro 1:16-19, Reina-Valera 1960

16 porque escrito está: Sed santos, porque yo soy santo. 

17 Y si invocáis por Padre a aquel que sin acepción de personas juzga según la obra de cada uno, conducíos en temor todo el tiempo de vuestra peregrinación; 

18 sabiendo que fuisteis rescatados de vuestra vana manera de vivir, la cual recibisteis de vuestros padres, no con cosas corruptibles, como oro o plata, 

19 sino con la sangre preciosa de Cristo, como de un cordero sin mancha y sin contaminación,